rss
twitter
    Cheka lo que ando haciendo, sigueme en Twitter :)

Cuando la perfección te lleva a la locura

¿Ven a este hombre?



Parece alguien normal.

Su nombre es Mark Twitchell, un joven cineasta canadiense, que, en búsqueda del realismo necesario para su película, hizo algo inaudito...

más tras el salto.



Cuantas veces tras ver una película nos quejamos, entre otras cosas, de la mala actuación o de la falta de realismo de algunas escenas. Para un estudiante de comuniación audiovisual como yo, esto hasta te llega a arruinar la película, o el concepto que tenías del actor e incluso del director.

Pasa en gran parte del tiempo, tras ver una película de suspenso o de terror, de esas que tanto nos gustan.

Pues bien, al buen Mark, esto le preocupaba. No iba a dejar que la falta de realismo arruinara su película y lo dejara al borde de un fracaso para los críticos.

¿Cual sería la mejor manera de evitar un fracaso?

Aquí la historia, vía Cinencuentro:

En la ciudad de Edmonton, al sur de Canadá, el cineasta Mark Twitchell, de 29 años, ha sido acusado de urdir un asesinato, es decir, de actuar con premeditación, alevosía y ventaja, para tener a su disposición una muerte verdadera, en busca de realismo extremo para una película que está realizando, y filmarla. Por supuesto, el tipo está detenido.

La víctima es Johnny Brian Altinger, un hombre de 38 años que, el pasado 10 de octubre, acudió a un garaje en busca de una cita, literalmente a ciegas, con una supuesta mujer que lo contactó por Internet, y encontró a un loco cubierto con una máscara, cual Norman Bates, que empezó a golpearlo insistentemente hasta quitarle la vida, mientras lo grababa todo. De acuerdo a las investigaciones preliminares, era Twitchell, fan del horror y la ciencia ficción que tenía la sórdida fijación de explorar el realismo extremo.

Pero además, según la policía, Twitchell decapitó y cortó en trozos al infortunado, se apropió de sus documentos y vació sus cuentas bancarias

La policía aún no ha encontrado el cuerpo de Altinger ni la insólita grabación, pero sí el guión y otros elementos que no parecen dejar dudas del crimen

Y bien jovenes cineastas... ¿Hasta que punto ustedes llegarían por tener el realismo necesario para crear su obra maestra?